miércoles, 26 de septiembre de 2012

El Club de Rugby Cisneros desde dentro


Imagen del Cisneros-Santboiana de División de Honor A / rugbycisneros.com-Luis Kelly
El pasado día 15 de septiembre el Club de Rugby Cisneros volvía a la máxima categoría del deporte masculino español. Con una apuesta amateur amparada en la cantera, el equipo universitario regresaba a su feudo tradicional: la División de Honor A, donde ya compite en categoría femenina. Pero el Cisneros es mucho más que sus dos primeras plantillas. Por detrás existe un ambicioso proyecto de base que Diez Minutos Sin Fútbol ha querido conocer desde dentro. El secretario de organización, Juan Pedro Brolese, ha explicado a esta página las bases rugbísticas y sociales del club:

"El nuestro es un equipo amateur de carácter meramente universitario. Nace en los años 40 en un momento en que el rugby español estaba muy desorganizado. En el año 1989 se da el paso a la constitución en club", bajo las bases de un colegio mayor universitario público, el CMU Ximénez de Cisneros. "Actualmente con el advenimiento de un pseudoprofesionalismo el Cisneros había quedado un poco rezagado. Este año hemos vuelto a la División de Honor A tras varios años en la categoría B"

"En este equipo no hay ningún contrato profesional", explica el propio Juan Pedro. "Los jugadores y los entrenadores son gente de la casa, y la plantilla es mayoritariamente canterana. Disponemos de un registro de categorías inferiores muy amplia, desde sub-6 hasta sub-20. Aparte, tenemos tres equipos en categoría senior". La financiación, responde, "proviene en primer lugar de los jugadores, que pagan su ficha federativa. Aparte disponemos de nuestra masa social, patrocinadores, el apoyo institucional y en la medida de sus posibilidades, de la Universidad Complutense de Madrid, en materia de cesión de instalaciones y reservas de plazas en nuestro Colegio Mayor".

Ejemplos de una mentalidad amateur que podría resultar un tanto anacrónica en la actualidad. Sin embargo pese a debutar con dos ajustadas derrotas, el Cisneros ha revelado buenas sensaciones de futuro: "Quizá otros equipos de la máxima categoría española tengan ventaja al poder fichar extranjeros gracias a su potencial económico, pero en eso nosotros nos fijamos poco. Somos un club social, con otra vocación. No creemos que a día de hoy el rugby sea un medio de vida rentable en España".

En palabras del secretario colegial  "el pseudoprofesionalismo -como define la etapa presente- no es un proyecto viable para el rugby español. Principalmente porque depende más de ayudas puntuales o subvenciones que de un verdadero proyecto. No existe esa unidad necesaria; parece que se busca más el resultadismo". ¿Es viable la opción adoptada por el Cisneros? "Sí. Nosotros contamos con unos objetivos realizables para nuestras capacidades. Sabemos donde estamos y lo que queremos. Por estar en División de Honor A no vamos a dejar de ser lo que somos".

Como refuerzo a estas palabras, la actividad del club no se circunscribe únicamente al terreno competitivo. Dentro de la vocación social, "también organizamos eventos rugbísticos. Tenemos un torneo de rugby infantil y otro de rugby VII. Más allá, organizamos campamentos de verano para niños y fines de semana de convivencia entre los jóvenes"En estudio, como confiesa en voz del equipo, una idea muy desarrollada en los últimos años: la opción de "colaborar con algún club deportivo internacional, principalmente universitario, para intercambio de jugadores". No descuidar la vocación formativa a la par que mejorar el nivel competitivo, matiza.

Resultaba inevitable tratar el nivel del rugby nacional, en un tiempo en que la selección ha vuelto a ilusionar a muchos aficionados. A ese respecto, Juan Pedro considera que "estamos a un nivel bastante bajo. En la clasificación de la IRB solemos movernos entre los puestos 18 y 22. Verdaderamente podríamos estar mejor de existir un proyecto real, unitario". Su mensaje cambia de tono al explicar su visión sobre el impacto social del "balón oval": "Afición sí hay. Agradezco el trabajo de diferentes medios, portales... para dar difusión al rugby, aunque nos falta visibilidad, esencialmente en televisión (NDR: en justicia reconocer el trabajo de portales como emisionesdeportivas.com). Cuando juega España en el Central de la Universitaria, donde lo hacemos nosotros, hay mucho público. Eso significa que hay afición; un motivo de esperanza", asegura Juan Pedro Brolese, como lo es el retorno del Cisneros a la máxima categoría.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada


Translate to your language
| | | | | | | | |

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Hosted Desktops